Como ya comentamos en la entrada anterior “Renovación de Carpinterías en Vivienda”, donde os enseñábamos uno de los últimos trabajos realizados por CASIA, el cambio de las carpinterías en una vivienda supone reducciones en el consumo eléctrico por aire acondicionado y calefacción así como notables mejoras en el aislamiento acústico.

Sin embargo, para conseguir en la práctica estas mejoras son importantes dos factores, por un lado la elección de la carpintería, es decir las características tanto del marco como del vidrio, así como un montaje correcto de las mismas.

Las mejores prestaciones se consiguen con carpinterías de aluminio con rotura de puente térmico o con carpinterías de PVC, y en todo caso con doble acristalamiento.

Compara Carpinteria

En cuanto a la instalación, es importante un buen sellado y una correcta ejecución del cajón de persiana, para evitar reducciones del aislamiento acústico. Un ventana debe tener un aislamiento acústico global de 28 a 33 dB, un mal sellado puede reducir el aislamiento de 10 a 12 dB mientras que una ejecución deficiente del cajón de persiana, lo reduce de 4 a 5 dB (1).

Por ello, merece la pena realizar una inversión mayor en carpinterías con estas características y en un buen instalador de cara a conseguir un ahorro energético y un confort interior real.

(1) Datos extraídos de artículo sobre “Diseño y cálculo de carpintería exterior”, publicado por la revista FIDAS.

 

*Síguenos a través de nuestra página de Facebook : casia.es

*Hazte seguidor del Twitter de CASIA: @casia_es

Renovación de Carpinterías en Vivienda

El cambio de las carpinterías en nuestro hogar es una de las medidas más eficientes para aumentar el confort interior, tanto a nivel térmico como acústico. La razón es sencilla, esta mejora en un porcentaje tan reducido de la superficie de la envolvente, se traduce en una importante reducción del consumo eléctrico por calefacción y aire acondicionado, además de conseguir una atenuación de los ruidos del exterior.

Recientemente hemos finalizado el cambio de las carpinterías de una vivienda, con el objetivo de mejorar las características térmicas y acústicas de las mismas.

IMAG0140

Las carpinterías antiguas constaban de 4 ventanas correderas  de 2 hojas de 1,15 m de ancho y 1,20 m de alto, 1 ventana de 4 hojas correderas de 2,30 m de ancho y 1, 20 m de alto y 1 puerta corredera de acceso a un patio de 2,30 m de ancho y 2,10 m de alto.

Los trabajos han consistido en la retirada de las antiguas carpinterías y su sustitución por otras de PVC, instalándose 4 ventanas de 2 hojas oscilobatientes, 1 ventana de 2 hojas oscilobatiente con dos fijos laterales y una puerta corredera.

Al retirar las carpinterías se decubrieron premarcos, que se han mantenido a excepción del superior, atornillando los nuevos  premarcos a éstos.

P1030262

En cuanto a las persianas, como es bastante común, se encontraban embutidas en la pared, motivo por el se hizo necesario retirar los cajones y los recogedores, macizando en parte los huecos dejados por éstos.

P1030279

Una vez colocadas las nuevas carpinterías, éstas se atornillan a los premarcos y se colocan los solapes o tapajuntas, para finalmente sellar al interior con poliuretano y al exterior con silicona.

La elección de carpinterías de PVC, el doble acristalamiento y un buen montaje, hacen que esta renovación se empiece a notar en el interior a nivel acústico desde el primer momento, y a nivel térmico, con solo encender la calefacción.

P1030328

*Mas imágenes  de esta obra en nuestra página de Facebook : casia.es

*Hazte seguidor del Twitter de CASIA: @casia_es

casia.es

CASIA. La integración del diseño y la eficiencia de la envolvente. © 2018. Todos los derechos reservados